En el capítulo 40 de House & Style, Esteban Mercer se desplaza hasta Venecia, una de las ciudades más románticas del mundo, donde el matrimonio Plessi nos abre las puertas a su impresionante palacete medieval.

Situado en el corazón de la ciudad de los canales, encontramos este típico palacete veneciano. La primera estancia con la que nos topamos al entrar en la casa es el portego, una especie de sala de recepción en la que los mercaderes venecianos exhibían su mercancía. Se trata de un de hall de grandes dimensiones con enormes ventanales que aportan mucha luminosidad al espacio. Consta de techos de 5 m de alto con acabados en madera e impresionantes puestas de madera.

Encontramos un balcón que da a los canales, sin duda es uno de los grandes lujos de vivir en Venecia. Asomarse aquí es como trasladarse al Renacimiento.

Pasamos a una de las joyas de la casa, una antigua alcoba que hoy en día cumple la función de despacho. Un rincón acogedor y cuidado al mínimo detalle. El fresco del techo pintado por Tiziano, la mesa isabelina y el rincón de lectura lo convierten en uno de los rincones favoritos de su dueña Carla Plessi.  

Descubrimos el dormitorio de nuestra anfitriona, una habitación propia de la escenografía de una película italiana en la que los muebles clásicos de la habitación contrastan con la modernidad del baño que continua con la línea cinematográfica.

Una de las salas más curiosas es un salón donde encontramos un ficus de gran tamaño resguardado por un Buda.  Para terminar, recorremos Venecia hasta llegar al taller de Fabrizio Plessi, cimentado sobre un pequeño monasterio, todo un privilegio. 

 

  • Facebook
  • Twitter
  • Google Plus
Compartir:
También te puede interesar
    Ahora en TV