En el capítulo 18 del programa de televisión Vísteme Laura, la experta en estilismo Laura Opazo tiene la importante misión de devolverle a Natalia su amor propio y su autoestima con un cambio de look.

Natalia es una estudiante de grado superior de ilustración y diseño gráfico de 20 años. A esta temprana edad acaba de superar una época oscura en su vida marcada por los trastornos alimenticios y las inseguridades. Desde pequeña, en el colegio fue la niña gorda que el resto apartaba de los grupos. Después comenzaron sus desórdenes con la comida y perdió muchísimo peso.

Ahora ya recuperada, en respuesta a las peticiones de su madre y sus amigos, para celebrar esta nueva etapa y llenarla de energía positiva es el momento de encontrar un nuevo look que la defina, con el que verse más favorecida y quererse mucho más.

A sus problemas de auto aceptación hay que sumar lo mal que se le da a esta joven combinar los colores en general. De hecho, aunque sea muy buena como ilustradora le cuesta horrores hacer que los colores de sus dibujos se apoyen y no se maten entre sí.

Todo esto traducido al estilismo da como resultado un look desorientado. Le gusta describir su estilo como infantil-mayor, un look aniñado con toques de madurez: un claro reflejo de su personalidad. Un ejemplo de ello es que adora vestir con faldas y vestidos con cortes clásicos, tonos pastel y estampados florales para sentirse como una princesa.

Natalia le cuenta a Laura que, en el fondo, le gusta llamar la atención, pero no sabe hacerlo para bien. Además, se confiesa muy perdida en cuanto a una definición clara de su estilo: ¿punk, gótico, romántico o pin-up?

La coach y estilista tranquiliza a la joven, puesto que a su edad lo normal es seguir en la búsqueda de la identidad personal y de estilo. Los 20 son el momento perfecto para experimentar y jugar con los estilismos hasta encontrar uno con el que nos sintamos representados.

Aunque Natalia ya ha superado el grueso de sus problemas de aceptación, sigue teniendo algunos complejos. Por ejemplo, cree que su trasero es muy plano. Un truco de la coach y estilista Laura Opazo para ganar volumen ópticamente en esta zona es emplear shorts o faldas de talle alto de cintura con estampados grandes de color. También los vaqueros con bolsillos traseros visualmente dan más relieve.

La joven estudiante de diseño gráfico tiene una belleza clásica con piel de muñeca de porcelana y pelo naranja que le favorece muchísimo cuando viste tonos verdes. Sin embargo, las prendas en tonos pastel o apagados que tanto le gustan no ayudan a destacar su belleza natural.

¿Quieres conocer más consejos de Laura Opazo para acertar siempre con el mejor look? Consulta los videoconsejos del programa Para cada ocasión y siempre acertarás con tu look.

¿No sabéis dónde ver Canal Decasa? Está disponible en todos los operadores de televisión de pago de España, que puedes consultar en la sección dónde vernos de nuestra web.

  • Facebook
  • Twitter
  • Google Plus
Compartir:
También te puede interesar
Ahora en TV