• Hoteles para mimarte: Cómo vivir una experiencia única en la Finca Cortesín

    Bienestar, Relax,

En el capítulo 8 de Hoteles para mimarte, viajamos a la Costa del Sol, concretamente a la Finca Cortesín, un lugar de ensueño situado entre Sotogrande y Marbella. Este espacio, va mucho más allá del concepto hotel, siendo un exquisito e íntimo refugio, con su propio campo de golf y una oferta de alta cocina que la ha convertido en referente internacional.

Rene Zimmer, su director, nos explica que se trata de un resort de gran lujo nunca visto en España. Aunque nació como campo de golf en el año 2006, pronto se sumaron el hotel, el spa y el Beach Club, que hacen de este espacio de 220 hectáreas, un destino especial, cuya filosofía va más allá del lujo y el descanso.

El arquitecto de este proyecto, Ignacio Sierra, ideó una arquitectura relacionada con su emplazamiento, creando un verdadero oasis en una zona semidesértica y convirtiéndolo en un palacio andaluz, en la que se han recopilado y reciclado piezas emblemáticas de la cultura del sur de España.

A pesar de su amplia superficie, el complejo sólo cuenta con 67 habitaciones debido a que para ellos el espacio es un lujo, y por eso estas estancias son muy amplias. Concretamente, las cuatro suites cuentan con piscina privada, salón y baño de dimensiones muy grandes, llegando a alcanzar, en total, los 130 metros cuadrados. En la zona del claustro la decoración es más barroca y teatral, mientras que en las suites con piscina apuestan por un interiorismo más contemporáneo, pero siempre contando con antigüedades y piezas únicas.

El spa es también una zona fundamental, en la que los clientes pueden relajarse en sus varias piscinas, entre ellas, una climatizada o pueden disfrutar de masajes tailandeses, hawaianos, reflexología y masajes deportivos pensados para los golfistas. También cuentan con tratamientos de belleza, faciales y corporales.

Su centro neurálgico y origen, es el Club de Golf, adecuado para realizar cualquier torneo profesional pero, a la vez perfecto para aquellos que no son deportistas de élite. Además cuenta con una academia para que quienes no dominen este deporte puedan aprender y sumen otra experiencia más a sus vacaciones.

Su cocina es también referente y plato fuerte de la Finca. Su chef, Lutz Bösing propone una oferta gastronómica con sabores andaluces y alta cocina de autor. Además, existen distintos espacios que ofrecen diferentes tipos de comida según las preferencias del cliente: comida más sana para los golfistas, pescados frescos en la zona del club de playa o una alternativa de inspiración oriental para las cenas.

Además, por su emplazamiento esta zona es ideal para realizar actividades como bucear en el Mar Mediterráneo o visitar las Bodegas González Byass, conocidas como Tio Pepe y fundadas en 1835 en Jeréz de la Frontera, primera denominación de origen que se crea en España. Desde luego, todo un lujo para disfrutar de una estancia inmejorable.

 

Datos de interes

  • Facebook
  • Twitter
  • Google Plus
Compartir:
También te puede interesar
Ahora en TV